Maravillosa vida

Maravillas que me maravillan

Maravillas que me maravillan

A veces siento que ir a la verdulería es celebrar la vida. Veo las verduras, turgentes en los cajones, un festival de colores y aromas a la vista. Y poder llegar a casa cargada con las bolsas de alimento tan noble y natural me llena de alegría y me hace sentir agradecida a Dios por tanta bendición.

Anuncios